Ricos en Oro, Adjuntas y Utuado

EL DEPARTAMENTO de Recursos Naturales informó que una compañía estadounidense autorizada hace tres años para sustraer oro, plata y cobre de Adjuntas y Utuado estimó en casi $600 millones el valor del yacimiento.

El geólogo Pedro A. Gelabert, secretario de Recursos Naturales, dijo que la Southern Gold Resources (USA), Inc. sometió una propuesta para recobrar 378,661 toneladas de cobre y 597,144 onzas de oro del sector Cala Abajo de los barrios Consejo, de Utuado y Pellejas, de Adjuntas.

Recordó que la pasada administración otorgó un permiso exclusivo de exploración en octubre de 1992 a la Southern Gold para investigar el referido yacimiento, lo que obliga a la actual administración a evaluar dichos trabajos.
Tras una evaluación geológica del área y estudiar los datos de exploraciones anteriores, la Southern Gold hizo análisis subterráneos adicionales junto a la USMX, Inc. Los estudios metalúrgicos hechos por ambas compañías confirmaron la viabilidad económica del proyecto y estimaron el costo del metal de cobre producido en 62 centavos la libra y el costo de capital del proyecto en $57.1 millones.

EL PROYECTO propone usar la técnica minera de excavación de cielo abierto con la instalación de una planta convencional de molienda y flotación para minar, triturar y procesar el material excavado, según el Secretario. El cobre tendría una concentración promedio de 0.8 por ciento y el oro de 0.013.

El diseño preliminar propone la utilización de 669 cuerdas para la mina, planta, lagos de cola y otras instalaciones. Gelabert explicó que las compañías mineras redujeron el tamaño de la operación de las 3,300 cuerdas propuestas por la compañía AMAX en el año 1961 a 360 cuerdas para reducir el impacto ambiental del proyecto. También descartaron la construcción de la fundición, lo que elimina totalmente la posibilidad de emisiones de bióxido de azufre.

Los yacimientos de oro, plata y cobre fueron estimados en $600 millones. El uso de agua se reducirla de 5.3 millones de galones diarios a 700,000 galones diarios, lo que representa un impacto ambiental sustancialmente menor a propuestas previas, según el Secretario. Señaló que el proyecto establece la construcción de una represa en el Río Pellejas para obtener el agua necesaria para las operaciones de la planta de concentración, la cual se reciclará y se devolverá al cuerpo de agua después de tratarla.

EDITORIAL

Desde los años 60, los pueblos de Adjuntas, Utuado, Lares y Jayuya han estado amenazados por la explotación de las minas que yacen bajo sus suelos. Simultáneamente se han organizado grupos que han estado haciendo campañas de orientación y desarrollando distintas actividades para que el público conozca las consecuencias adversas de esta explotación minera. De manera que todo ciudadano responsable debe tener conocimiento de los irreparables daños que esta actividad nos traería.

Todos sabemos que los beneficios económicos que esto representa no compensarán nunca los daños ambientales y sociales que nos causaría. En esta decada del 90, que otra vez nos vemos amenazados por la explotación minera, debemos formar un frente común como una fuerte oposición que no permita que nuestra tranquilidad de pueblo pueda ser amenazada nuevamente ni ahora ni en el futuro.

Deja un comentario